Municipios y pedanías

La próxima semana arranca la renovación del barrio lorquino de San Antonio, calificada de interés regional

La próxima semana arranca la renovación del barrio lorquino de San Antonio, calificada de interés regional

 

Supondrá un aumento de la conectividad entre Lorca y Águilas y la mejora del acceso a la costa

La Comunidad inaugura el nuevo espacio peatonal de ocio accesible y verde de Lorca gracias al cimbrado de la rambla de Las Chatas

 

 

La Consejería Fomento e Infraestructuras inicia la próxima semana las obras de renovación urbana del barrio lorquino de San Antonio, que incluyen la construcción de un paso inferior bajo la rotonda existente en la carretera RM-11, para eliminar los atascos que tanto afectan a la movilidad entre el barrio y el núcleo urbano de Lorca. Esta actuación tiene un plazo de ejecución de 11 meses.

 

El Ejecutivo regional califica esta actuación de interés regional, ya que supondrá una mejora de la comunicación entre los municipios de Lorca y Águilas al aumentar la conectividad y acceso a la costa de Águilas, lo que beneficiará la movilidad de los lorquinos, turistas y visitantes de esta zona.

 

El consejero José Ramón Díez de Revenga hizo este anuncio durante la inauguración de un nuevo espacio peatonal de ocio accesible y verde que se ha generado tras cubrir la rambla de Las Chatas, una acción que completa la renovación integral del barrio La Salud-Cristo Rey de Lorca, y que ha supuesto una inversión que supera los dos millones de euros.

 

“Esta actuación es mucho más que una reparación de daños del terremoto, se trata de una auténtica transformación del barrio con la que mostramos nuevamente la apuesta del Gobierno regional para construir una nueva Lorca”, destacó el consejero, quien señaló que “hemos conseguido un barrio más funcional, más comercial, mejor conectado y más dedicado al bienestar del vecino”.

 

Díez de Revenga manifestó que ahora el barrio cuenta con más de 1.000 metros cuadrados de nuevas zonas verdes y de ocio dedicados al fomento de la vida saludable y deportiva y áreas para el disfrute de los vecinos.

 

El encauzamiento de la rambla también ha posibilitado ampliar la calle Torrecillas, que pasa a ser de doble sentido, y aumentar el número de aparcamientos. Además, se mejora la accesibilidad peatonal al centro escolar ubicado en esa zona.

 

En concreto, las obras han cubierto un tramo de la rambla y, una vez encauzada, se ha hecho una zona peatonal. El sistema de drenaje consiste en una galería enterrada de 265 metros de longitud, con un marco de hormigón armado. La actuación permitirá el desagüe del caudal de avenida.

 

Protagonismo del peatón

 

El consejero destacó que esta actuación urbana “recupera el protagonismo del peatón en el barrio”, en el que se han renovado las aceras para facilitar la accesibilidad. También, se le ha dado preferencia a la bici con el propósito de conseguir una ciudad más sostenible, que va en la línea de la Estrategia de la Arquitectura y Construcción Sostenible (EACS) que promueve el Ejecutivo regional.

 

“Mejoramos la conexión entre barrios gracias a la creación de un nuevo vial que lo conecta con el barrio de La Viña”, explicó el responsable regional, quien indicó que se ha creado un nuevo aparcamiento disuasorio gracias al cimbrado de la rambla.

 

Las obras también han supuesto modernizar las infraestructuras públicas con criterios innovadores de eficiencia energética y mínimo coste de mantenimiento. Así, se han renovado los servicios de abastecimiento, saneamiento, sistemas pluviales, riego, alumbrado, baja tensión, telecomunicaciones y gas.

 

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar