Región

Peñalver: “La estrategia del Gobierno regional de sobrecargar la atención primaria ha sido claramente ineficaz, los rastreadores salvan vidas y evitan confinamientos”

Peñalver: “La estrategia del Gobierno regional de sobrecargar la atención primaria ha sido claramente ineficaz, los rastreadores salvan vidas y evitan confinamientos

 

El PSOE logra aprobar en la Asamblea la contratación de más rastreadores en la Región, algo que lleva meses solicitando para hacer frente a la pandemia, junto a la necesidad urgente de reforzar la atención primaria

“El Gobierno regional no nos escuchó y ahora la pandemia está descontrolada en la Región. La Comunidad Valenciana contrató 1.000 rastreadores al inicio de la pandemia y ahora tiene 1.600. Ahí están los resultados, es la segunda comunidad autónoma con menos incidencia, después de Canarias

El diputado del Grupo Parlamentario Socialista José Antonio Peñalver ha asegurado que la estrategia del Gobierno regional de sobrecargar la atención primaria con las funciones de rastreo ha sido claramente ineficaz para combatir la pandemia, y ha asegurado que está más que demostrado que los rastreadores salvan vidas y evitan confinamientos.

Ha hecho estas declaraciones tras el pleno de la Asamblea en el que ha defendido la iniciativa socialista para exigir al Gobierno regional que contrate a más profesionales dedicados a las funciones de rastreo por Covid 19, que ha sido aprobada.

El modelo del Gobierno regional, que llaman flexible o elástico, en la primera ola funcionó por el sobreesfuerzo de los profesionales de los centros de atención primaria, pero en esta segunda ola ha quedado demostrado que no se puede. El número de casos tan elevado dificulta que atención primaria hagan los seguimientos a los contactos, atienda a los positivos con clínica, solicite e informe de las PCR, y atienda la agenda de pacientes no Covid”, ha indicado.

Peñalver ha destacado que, con este sistema el Ejecutivo de López Mirasha colapsado la atención primaria y exprimido a sus profesionales, además de provocar retrasos en las citas y desatención a las patologías no Covid. “Esta semana el Gobierno regional ha virado hacia salud pública, con la intención de sacar el rastreo de los centros de salud, pero esto no se ha producido aún, y hay un lío importante entre salud pública y primaria”.

Ha insistido en que Salud Pública necesita contratar más rastreadores, porque los que tiene, junto a los del Ejército, no son suficientes para asumir el rastreo en todas las áreas. Está funcionando bien en Lorca y Molina, porque sus ayuntamientos, asumiendo funciones que son de la Consejería de Salud, han creado sus propios equipos de rastreadores.

En el caso de Molina, con 15 técnicos de su Concejalía de Salud y Deportes, y en Lorca, con 30 profesionales y voluntarios de Protección Civil. Esta experiencia se va a extender a Águilas, Totana y Puerto Lumbreras, pero no todos los ayuntamientos tienen capacidad para asumir una competencia que no es suya, sino del Gobierno regional”.

El diputado socialista ha vuelto a denunciar que el Gobierno regional ha perdido un tiempo precioso para planificar la llegada de la segunda ola, que estaba prevista., “pero a López Miras le faltó humildad cuando dijo en mayo que, si el virus volvía a la Región, estaríamos preparados”.

Desde el PSRM insistimos en que había que reforzar la atención primariay crear una bolsa de rastreadores formados y preparados. Pero no se nos escuchó. El Ministerio de Sanidad advirtió en mayo de las deficiencias de nuestro sistema de salud que había que corregir, con especial atención al área de Lorca, donde había que reforzar los centros de salud y actuar sobre las empresas con gran número de trabajadores temporeros y sobre el transporte de estos”.

Peñalver ha dicho que, en julio, cuando el PSOE planteó esto al Gobierno regional, era cuando el rastreo intensivo hubiera sido eficaz para contener los primeros brotes. La Comunidad Valenciana, contrató 1.000 rastreadores al inicio, ahora tiene 1.600, y ahí están los resultados: la segunda comunidad autónoma con menos incidencia, después de Canarias.

Los rastreadores salvan vidas y evitan confinamientos. Con lo que cuesta una cama de UCI los 20 o 30 días de media de un ingreso, se puede pagar el coste de un rastreador todo un año y evitamos mucho sufrimiento”, ha concluido.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar