La Comunidad regenera los espacios urbanos de La Manga con un aparcamiento disuasorio para favorecer una movilidad baja en carbono

La Comunidad regenera los espacios urbanos de La Manga con un aparcamiento disuasorio para favorecer una movilidad baja en carbono

La Comunidad regenera los espacios urbanos de La Manga con un aparcamiento disuasorio para favorecer una movilidad baja en carbono 

 

Esta actuación, enmarcada en la Estrategia Europea de Desarrollo Sostenible e Integrado (EDUSI) ‘La Manga 365’, permitirá revitalizar la zona con la creación de 279 nuevas plazas de aparcamiento 

 

La Comunidad regenera los espacios urbanos de La Manga del Mar Menor con un aparcamiento disuasorio para favorecer una movilidad baja en carbono. En concreto, una parcela situada junto al Parque de Bomberos de La Manga se ha reconvertido en aparcamiento disuasorio con capacidad para 279 vehículos, cuyas obras afrontan su recta final. 

El objetivo es hacer de La Manga del Mar Menor un entorno más sostenible y accesible con la regeneración de espacios urbanos infrautilizados para convertirlos en más amables y funcionales para los ciudadanos.  

La nueva infraestructura, ubicada en la calle Comercial Casino, en el término municipal de San Javier, cuenta con una inversión de 648.015 euros y forma parte de la Estrategia Europea de Desarrollo Sostenible e Integrado (EDUSI) ‘La Manga 365’, cofinanciada en un 80 por ciento por fondos Feder y en un 20 por ciento por fondos propios de la Comunidad.  

El consejero en funciones de Fomento e Infraestructuras, José Ramón Díez de Revenga, junto con el alcalde de San Javier, José Miguel Luengo, supervisó hoy las últimas actuaciones de este parking al aire libre y destacó que “además de revitalizar la zona y potenciar este enclave turístico dada su proximidad a playas, comercios y establecimientos hoteleros, favorecerá una movilidad baja en carbono y, al mismo tiempo, servirá para descongestionar el tráfico de las principales vías de acceso a la ciudad, principalmente durante los meses de verano”. 

Indicó que se trata de una parcela de más de 7.000 metros cuadrados “que servía de acopio temporal de todo tipo de materiales y residuos y a la que ahora se le da una nueva funcionalidad como zona de estacionamiento de acceso gratuito, equipada con puntos de recarga para vehículos eléctricos, aparcabicicletas y plazas de aparcamiento para personas con movilidad reducida en la línea de las directrices del Pacto Verde Europeo”. 

Dispone de tres accesos, un pasillo peatonal con un ancho de 1,80 metros y de pavimento táctil en aceras para facilitar la movilidad a las personas con discapacidad visual. Cuenta además con zonas de sombraje, sistema de control de aforo conectado a un cartel informativo y a una App, nueva iluminación y con un sistema de drenaje sostenible que sigue las indicaciones marcadas por la Estrategia de Arquitectura y Construcción Sostenible (EACS). 

Una vez concluidas las obras, la Comunidad cederá la parcela al Ayuntamiento de San Javier para su correspondiente mantenimiento. 

Este nuevo aparcamiento enmarcado en el eje ‘La Manga se mueve’ se complementa con otras actuaciones ya finalizadas como el carril bici de 18 kilómetros que vertebra toda La Manga y con la remodelación de la rotonda del Caballito, entre otras actuaciones.