La Comunidad restringe el paso de usuarios en dos zonas de Sierra Espuña para favorecer la reproducción del águila real

La Comunidad restringe el paso de usuarios en dos zonas de Sierra Espuña para favorecer la reproducción del águila real

La Comunidad restringe el paso de usuarios en dos zonas de Sierra Espuña para favorecer la reproducción del águila real

 

La prohibición de paso temporal al público comenzará el 1 de enero y acabará el 30 de junio de 2024 

 

La Comunidad Autónoma restringe el paso a los usuarios del Parque Regional de Sierra Espuña por dos tramos de senderos que transcurren por zonas de nidificación del águila real (Aquila chrysaetos), con el fin de evitar molestias a esta especie protegida y favorecer su reproducción. El periodo de restricción estará comprendido desde el 1 de enero hasta el 30 de junio de 2024, ambos inclusive. 

Así lo puso de manifiesto la secretaria autonómica de energía, sostenibilidad y Acción Climática, María Cruz Ferreira, que recordó que esta acción “se puso en marcha en 2012, por primera vez, y la Comunidad desde ese momento viene dictando una resolución anual para cerrar al público el paso por una de las zonas de nidificación del águila real en el paraje de Cuevas Luengas, en el término municipal de Alhama de Murcia, restringiendo el uso de un tramo de sendero de cinco kilómetros”. 

En 2016 se sumó a esta medida el cierre de otra zona de nidificación en el paraje denominado Solana de Pedro López, ubicada en el término municipal de Totana, con la inhabilitación de 2,4 kilómetros de recorrido en este lugar. 

María Cruz Ferreira señaló que “en el Gobierno regional estamos muy comprometidos con la defensa de especies protegidas como el águila real y esta acción, llevada a cabo también en otros espacios, está encaminada a la prevención y eliminación de conductas y actividades que causen molestias o supongan una amenaza para su existencia y conservación”.  

Las restricciones están señalizadas en el terreno mediante carteles que informan de la temporalidad y los tramos cortados en los puntos de acceso a las zonas afectadas para que cualquier usuario pueda estar informado. 

María Cruz Ferreira agradeció “el buen hacer y la comprensión de todos los usuarios que respetan esta prohibición temporal, ya que es de vital importancia para la conservación, y que demuestran su compromiso con la preservación de la biodiversidad y la sostenibilidad ambiental. En años anteriores hemos comprobado que si hacemos caso a las restricciones podemos ayudar a la reproducción de esta emblemática especie protegida”.