Díez de Revenga: “Fuimos la primera región en aprobar una Ley contra la okupación y, ahora, promovemos cambios a nivel nacional para el desalojo en 24 horas”

Consejo Interterritorial
Consejo Interterritorial
Díez de Revenga: “Fuimos la primera región en aprobar una Ley contra la okupación y, ahora, promovemos cambios a nivel nacional para el desalojo en 24 horas”

Díez de Revenga: “Fuimos la primera región en aprobar una Ley contra la okupación y, ahora, promovemos cambios a nivel nacional para el desalojo en 24 horas”

  • “Mientras que Sánchez está despistado con satisfacer a sus socios, en el PP tomamos decisiones para resolver los problemas reales de la gente”, ha asegurado

 

  • “Vamos a promover que los okupas no puedan empadronarse en la vivienda que habitan ilegalmente y adoptaremos medidas que eviten la okupación de viviendas vacías”, ha manifestado 

 

  • Desde el PP de Molina de Segura llevan “mucho tiempo trabajando contra ella”, incluso estando en la oposición, cuando presentaron dos mociones a nivel municipal, pero fueron rechazadas por el anterior equipo de gobierno

 

9 de febrero de 2024.- El senador del Partido Popular de la Región de Murcia, José Ramón Díez de Revenga, ha asegurado que “fuimos la primera región en aprobar una Ley contra la okupación y, ahora, promovemos cambios a nivel nacional para el desalojo en 24 horas”.

En esa línea, Díez de Revenga ha asegurado que “es una situación más grave y en auge desde que Pedro Sánchez llegó a la Moncloa”, por lo que “defendemos una postura de tolerancia cero contra la okupación”.

“Es un problema real en el que el Gobierno de Pedro Sánchez está mirando para otro lado”, ha lamentado Díez de Revenga, por lo que es necesario y urgente “modificar el marco legal para plantar cara a la okupación”.

Por ello, desde el Senado “hemos promovido una Proposición de Ley” porque, mientras que “Sánchez está despistado en satisfacer a sus socios, el PP toma decisiones para solucionar los problemas reales en lugar de generarlos, y persiguiendo a los delincuentes en lugar de amnistiarlos”.

“Frente a un Pedro Sánchez que está de brazos cruzados”, esta ley impide que los okupas se puedan empadronar en la vivienda okupada, elimina la condición de morada para los okupantes ilegales, incrementa las penas y las establece para aquellos que alienten la okupación, entre otros.

De hecho, Díez de Revenga ha denunciado que desde 2022, “se han registrado 16.726 denuncias por okupación y la Región está entre las más afectadas con casi 12 casos por semana”. Es un grave problema social que “atenta contra el derecho de propiedad privada, ocasiona problemas de convivencia vecinal y genera una gran alarma social”.

Por su parte, el alcalde de Molina de Segura, José Ángel Alfonso ha asegurado que le preocupa mucho la “okupación ilegal” y que desde el PP de Molina de Segura llevan “mucho tiempo trabajando contra ella”. Incluso estando en la oposición, se llegaron a presentar dos mociones a nivel municipal donde se solicitaba realizar un inventario de viviendas ocupadas ilegalmente, más presencia policial y que los enganches al alumbrado público se cortaran, “pero todo esto fue rechazado con el anterior equipo de gobierno”.

Alfonso ha destacado que “ahora que estamos asumiendo la responsabilidad y han sido aprobados los presupuestos, vamos a empezar a llevar a cabo esa oficina de atención a los damnificados”, y ha recordado que “el censo de viviendas lo tenemos ya más o menos ubicado”. También, “vamos a incrementar la presencia policial, vamos a construir este año dos nuevas comisarías en el municipio y hemos creado un Grupo Especial de Intervención Rápida, para actuar de forma inmediata”.

El alcalde ha destacado que trabajan junto con la Asociación contra la okupación ilegal, ACOMOL. “La okupación es un problema tan importante que esta es la única asociación a nivel regional que existe y tenemos la suerte de que esté aquí, en Molina de Segura”. 

Alfonso ha lamentado que “al final, las competencias municipales son las que son y se hace necesaria una legislación estatal, como venimos reclamando sucesivamente dentro del Congreso, como en el Senado”, y de nuevo, “volvemos a presentar contra mismo Gobierno que está actualmente en España, una ley que daría solución, como en el resto de los países de la Unión Europea, a la okupación ilegal”.