El consumo de agua potable en las zonas costeras de Murcia descendió en un 7,6% durante el pasado verano

El consumo de agua potable en las zonas costeras de Murcia descendió en un 7,6% durante el pasado verano

El consumo de agua potable en las zonas costeras de Murcia descendió en

un 7,6% durante el pasado verano

•       Entre julio y agosto la demanda de agua en los municipios costeros de

la Región se redujo 345.460 m3 respecto al consumo registrado durante el

período estival de 2019

•       La mayor caída se produjo en Lo Pagán, con un -23%, seguido de la Zona

Sur del Mar Menor (Los Nietos, Islas Menores), con -21%, y de Los

Alcázares, con -18%

El balance de consumo de agua durante el periodo estival de 2020 muestra

un ligero descenso si se compara con el registrado en 2019. Sin embargo,

el consumo de agua potable se suele incrementar cada verano en los

núcleos costeros de la Región de Murcia, según consta en los datos

registrados para los meses de julio y agosto.

La Mancomunidad de los Canales del Taibilla (MCT), que abastece a 80

municipios de las provincias de Murcia, Alicante y Albacete, registró

una caída de la demanda de agua en las zonas de playa del 7,6%, con

respecto al consumo suministrado durante los mismos meses del verano

anterior.

En total, el volumen de agua potable registrado en las tomas que

abastecen al Portús, Isla Plana-Azohía, Mazarrón, Águilas, Lo Pagán, Los

Alcázares, Algar-Urrutias, Zona Sur Mar Menor (Los Nietos, Islas

Menores), San Javier-La Manga, Potalmenor (La Manga-Cartagena) y Cabo de

Palos fue de 4.221.239 metros cúbicos (m3), lo que supone 345.460 m3

menos que el volumen suministrado a estos municipios costeros durante

los meses de julio y agosto de 2019.

Más acusado en las playas del Mar Menor

En cuanto a la evolución de los consumos por núcleos costeros y

municipios, Lo Pagán registró la mayor caída en comparación con el

verano del año pasado: un 23% menos. Le siguió la Zona Sur del Mar Menor

(Los Nietos, Islas Menores), donde el consumo cayó un 21,4%. Y en el

total del municipio de Los Alcázares bajó un 18,4%.

Respecto a los núcleos costeros de Alicante Sur a los que abastece la

MCT, también se registró el pasado verano un descenso del consumo. En

concreto, una caída del 7,9%, lo que supone 478.940 m3 menos que el

volumen de agua suministrado a esas zonas de playas durante los meses de

julio y agosto de 2019.

“Generalmente, la evolución del consumo durante los meses de verano en

las zonas costeras que abastece la Mancomunidad experimenta un

incremento a consecuencia del aumento destacado de población, entre

turistas y residentes de segundas viviendas. Pero en esta ocasión, la

tendencia se ha invertido y el consumo ha descendido ligeramente. Para

conocer las causas sería necesario realizar un estudio cotejando

múltiples datos, como número de negocios abiertos/cerrados, plazas

hoteleras, número de visitantes en las zonas, afectados por la Covid-19…

Aunque sí es probable que la pandemia y el mal estado del Mar Menor

puedan haber influido en esa caída de las cifras de consumo de agua

potable. Pero, repito, solo un estudio pormenorizado de todas las

variables nos podría ofrecer respuestas fiables”, comenta la presidenta

de la Mancomunidad de los Canales del Taibilla, Francisca Baraza.