Región

Ciudadanos propone que la sanidad pública incluya la reproducción asistida para cualquier edad fértil con un test prenatal no invasivo favorable

  • La formación liberal defiende que se deben incrementar los recursos para sufragar tratamientos a las personas que tienen dificultades para tener hijos

 

Cartagena, 27 de noviembre de 2021. Ciudadanos ha presentado una moción en la Asamblea de regional para instar al Gobierno regional a incluir los tratamientos de reproducción asistida para cualquier edad fértil con un test prenatal no invasivo favorable dentro de la sanidad pública. La formación liberal defiende que se deben destinar más recursos a asistir a las personas que tienen dificultades para ser padres, establecer un plazo máximo de seis meses en las listas de esperay que nadie tenga que renunciar a tener un hijo por motivos económicos.

“La falta de recursos de aquellas mujeres o parejas que deciden ser madres y padres en edades tardías es hoy uno de los principales problemas a los que se enfrentan miles de mujeres de nuestra región”, señala la diputada liberal, Ana Martínez Vidal.Es obvio que si el Gobierno Regional pretende priorizar aquellas políticas que fomenten la natalidad, deberá destinar más recursos al servicio de reproducción asistida y eliminar el límite actual de 40 años por ser arbitrario y no tener base científica”.

Tal y como explica la diputada, dicho límite no está justificado cuando es precisamente a partir de esa edad cuando se presentan mayores problemas de fertilidad y, por tanto, cuando resulta más necesario recurrir a tratamientos específicos. “La edad límite de la mujer debería estar determinada únicamente por su capacidad reproductiva y siguiendo directrices médicas en cada caso”, explica.

La justificación médica en la que se basa dicha limitación está en la elevada tasa de alteraciones genéticas que se pueden dar a partir de esa franja de edad. Pero éste inconveniente tiene solución en la actualidad ya que existen avanzados análisis genéticos que detectan aquellos embriones que presentan alteraciones cromosómicas. “Ese es el motivo por el que la sanidad pública no sufraga los tratamientos a partir de los 40 años de edad en la mujer”, indica.

Esta circunstancia aboca a aquellas mujeres de más de 40 años que quieren ser madres a recurrir a clínicas privadas para someterse a tratamientos que pueden llegar a rondar los 8.000 euros por ciclo, “una cifra del todo inasumible por la mayoría de parejas o de mujeres que quieren ser madres en solitario”.

Martínez Vidal defiende que resulta indispensable ampliar los recursos que en la sanidad pública se destinan a estos tratamientos, ya que la propia web del Hospital Virgen de la Arrixaca reconoce que es uno de los hospitales públicos españoles con más lista de espera para realizar un tratamiento. “Hoy en día, esta lista de espera se sitúa alrededor de los dos años y medio, un periodo demasiado largo que perjudica a las parejas y a las mujeres que quieren tener un hijo”.

Además, Cs propone incluir el test prenatal no invasivodentro de la sanidad pública, una prueba de determinación de ADN fetal en sangre materna que persigue mejorar la tasa de detección de anomalías cromosómicas en el feto y disminuir el número de falsos positivos (actualmente un 5%). Se trata de una prueba muy demanda en la actualidad y que tiene un coste a partir de 500 euros en clínicas privadas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba