Opinion_Actualidad

La clase política española no tiene clase, es muy barriobajera por Francisco Atanasio

Francisco Atanasio Hernández                                             18-9-2019

LA CLASE POLÍTICA ESPAÑOLA NO TIENE CLASE, ES MUY BARRIOBAJERA

Qué se puede decir de la clase política española más inepta de la historia, y más incapaz de demostrar un mínimo de honradez a una sociedad, harta ya de tanta porquería, e impotente porque no existen mecanismos democráticos para acabar con tanta indecencia e ineptitud.

Si los partidos políticos actuales fueran mínimamente democráticos y realmente tuvieran un sentido de Estado de servir a la sociedad, lo primero que harían es retirar a los políticos más ineptos, que inevitablemente son todos aquellos que han estado al frente de la tragicomedia más fraudulenta que se haya fraguado en los últimos cuarenta años y que no es otra cosa que las falsas expectativas de negociación de un gobiernoprogresista que han creado en la sociedad y que después de varios meses de pésimas interpretaciones se han resuelto en una nueva convocatoria electoral, que es lo que más le conviene a los poderes fácticos y a los que no quieren cambiar nada.

Sí, la transición fue un fraude descomunal, nadie con un mínimo sentido de la honradez puede negarlo ya, de ahí los lodos que nos estamos tragando ahora. Todo está atado y bien atado. No es posible entender tanto desatino político desde otro punto de vista, porque hasta ahora el PSOE, solamente se ha entendido bien con los partidos herederos del franquismo, para aplicar el 155 en Cataluña, o para reformar la Constitución de acuerdo a los intereses contrarios a la sociedad, incluso han tenido en sus filas ultraderechistas declarados como Barrionuevo o Rosa Díez por poner un par de ejemplos que nos ilustren.

El PSOE, que dudo que tenga alguna ideología, solo ansias de poder, tienenademás la poca dignidad de calificarse aún de izquierdas, aunque siempre habrá descerebrados que se lo crean, y son quienes han fraguado la última gran trama reaccionaria, la de convocar nuevas elecciones después de más de dos años de gobiernos en funciones, es decir de paralización de esa España que mencionan como si fuesen los únicos patriotas, pero eso sí, ellos no han dejado de cobrar como si estuvieran cumpliendo con sus obligaciones, primero lo hizo el PP de Rajoy y después el PSOE de Pedro Sánchez.

La estafa es monumental, pues se trata de incumplir una vez más los compromisos con la sociedad, ya no podrán cumplir con la derogación de la Ley Mordaza que según decían iban a derogar de inmediato, ni la contrarreforma Laboral de Rajoy, y tampoco se cumplirá la promesa de exhumar a Franco y sacarlo del Valle de los Caídos, o garantizar por Ley la subida de las Pensiones, etc., etc. Estafa sobre estafa, es la práctica habitual de este partido que emplea la O de obrero para engañar a los más confiados ciudadanos.

Esta degenerada clase política no nos trata con el respeto que se merecen los ciudadanos de una democracia, para ellos somos un rebaño de ovejas que pueden conducir adonde quieran.

Hay que recordar que algunos de los dirigentes del gobierno en funciones, son los mismos que se colocaron en la Ejecutiva del PSOE a través de un Golpe de Estadobien organizado por los llamados “Barones” del partido. Las bases aquí no pintan nada “Con el pueblo, pero sin el pueblo”, como en los mejores tiempos del absolutismo. El PSOE sigue siendo el partido enmascarado, cómplice de la derecha más casposa desde los albores de esta falsa democracia, y eso lo confirman los hechos, y no hay que irse muy lejos en el tiempo para verificarlo. En este país de corruptos, siguen habiendo símbolos y monumentos a los franquistas gracias al PSOE, que habiendo sido el partido que más tiempo ha estado en el Gobierno nunca tuvo voluntad de acabar con la memoria franquista.

Hay que recordar que el Ayuntamiento de Cartagena está formado por losconcejales del PSOE, PP y Cs, para cuya componenda, los del PSOE no tuvieron en cuenta la opinión de los militantes y se pasaron por el arco del triunfo los estatutos democráticos de la organización.

Tampoco hay que olvidar que en todo este tiempo, este impresentable PSOE, no ha parado de pedir la colaboración de la derecha para la investidura de Pedro Sánchez, pero el PP ha jugado las cartas que le convienen, al igual que el falangista Rivera.

En quien recae toda la responsabilidad del fracaso de las negociaciones es sobre todo en el PSOE, que es quien ha querido que los demás lo consideren como si tuviera mayoría absoluta, eso sí sin exculpar a Unidas Podemos, que primero cometió el error de calificar la negociación entre partidos de izquierdas, incluso se convirtió en su mensajero, y después se enrocaron en las negociaciones sobre la base de un Gobierno de Coalición y desperdiciaron una oportunidad de acuerdo dando la investidura al pelele antes de las vacaciones, y evitó así lo menos malo para la sociedad y para el mismo Podemos.

Por lo tanto, es lícito que me pregunte si tanto desatino por parte de unos y de otros es casual o estaba previsto de antemano, y forma parte de una macabra obra teatral, y ahora nos encontramos ante la indecente convocatoria de una nueva citaelectoral, en la que sin duda, la sociedad no tiene nada que ganar, sino todo lo contrario, y está harta de tanta manipulación y embuste, por lo que será difícil que no haya una histórica abstención, a menos que la maquinaria “lavadora de cerebros”, sea capaz, de convencer a la mayoría de la sociedad “quemada” de que merece la pena volver a las urnas a votar a los mismos trileros de esta farsa.

Por último, estoy persuadido de que ninguna de las formaciones políticasactuales se merecen la confianza de la sociedad.                            

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar