Región

La Comunidad finaliza los tratamientos contra la procesionaria e inicia acciones para controlar una plaga de perforadores del pino

La Comunidad finaliza los tratamientos contra la procesionaria e inicia acciones para controlar una plaga de perforadores del pino

Los trabajos terrestres aplicados sobre las orugas en la campaña actual han abarcado 700 hectáreas de zonas con afluencia de público y han supuesto una inversión de 100.000 euros

 

La Comunidad Autónoma ha terminado la campaña desarrollada mediante tratamientos terrestres para la lucha contra la procesionaria del pino en el marco de los trabajos de vigilancia para el control de la sanidad en las masas forestales de la Región de Murcia, según manifestó el director general del Medio Natural, Fulgencio Perona, durante su visita hoy al Monte Miravete, en el término municipal de Murcia.

El Plan de choque contra procesionaria del pino en zonas de uso público intenso se estableció para el período 2020-2023, y consta de tres fases: tratamientos aéreos, sobre una superficie de 9.200 hectáreas; tratamientos terrestres, sobre 3.440 hectáreas, y un programa de lucha integrada con una inversión total de 1.153.000 euros, con financiación europea a través de fondos Feader.

El pasado 18 de febrero concluyó la campaña de 2022 de tratamiento terrestre sobre 700 hectáreas, en zonas en las que por su ubicación o afluencia de público la presencia de la procesionaria del pino puede conllevar algún riesgo para la salud, con una inversión de 100.000 euros.

Al margen del impacto sobre las pináceas, el efecto más perjudicial se deriva del carácter urticante de las orugas sobre animales y seres humanos, por lo que para garantizar la efectividad de los tratamientos se crea una base de datos que registra el estado larvario y de afección y el tipo de tratamiento a ejecutar en zonas marcadas por los agentes medioambientales. Así, concluida la aplicación, pueden ser procesados todos los datos y conocer con detalle el área y el porcentaje de cobertura alcanzado, lo que será de utilidad para futuras ocasiones. Los municipios con mayores incidencias son Murcia, Fortuna, Bullas, Moratalla, Abarán, Calasparra, Jumilla y Lorca.

Además de las actuaciones de choque, están previstas actuaciones complementarias para la lucha integrada contra la plaga, como la instalación de 200 cajas nido para aves con el objetivo de que puedan ser colonizadas por insectívoros muy eficaces para el control de especies como la procesionaria.

Por otro lado, la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, a través de la Dirección General del Medio Natural, sigue  con la lucha contra la plaga de ‘Tomicus destruens’ y ‘Orthotomicus erosus’ (insector barrenadores de los pinos) en montes de uso público de la Región de Murcia.

Las labores comenzaron a mediados de febrero, cuando se dio el aviso de un posible foco de‘Tomicus destruens’ en  el paraje Miravete, junto a una zona incendiada en octubre de 2020. Hasta la fecha, se han eliminado alrededor de 200 pies, y las brigadas forestales trabajan ante la aparición de focos tanto en el propio municipio de Murcia como en el de Santomera. Las actividades que se llevan a cabo constan de las fases de aviso e identificación, inspección por parte de los técnicos, y aplicación de las actividades silvícolas precisas, apoyadas con la instalación de trampas de feromonas para el control y monitorización de las poblaciones de estos perforadores de pináceas.

Los síntomas más visibles y evidentes quedenotan que nuestros montes pueden estar afectados por esta plaga son la aparición de acículas de color amarillento que, finalmente, afectarán a todo el árbol por completo, y la aparición sobre la corteza deltronco de múltiples perforaciones o agujeros de entrada, de unos 2 o 3 milímetros de diámetro, denominados volcanes de resina, que son la defensa natural del propio árbol intentando expulsar a estosperforadores.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba