Municipios y pedanías

La Comunidad potencia los arrozales de Calasparra como un reclamo de turismo seguro

La Comunidad potencia los arrozales de Calasparra como un reclamo de turismo seguro

 

La iniciativa busca promocionar el cultivo y la gastronomía del arroz como uno de los grandes atractivos turísticos del Noroeste

 

Turismo iniciará el proceso de implantación de señalética específica en los principales accesos por carretera, tanto en la autovía del Noroeste como en la A-30 Venta del Olivo

 

 

La Consejería de Turismo, Juventud y Deportes potencia los arrozales de Calasparra como reclamo turístico seguro dentro de la oferta de turismo de interior de la Región de Murcia.

 

El objetivo es promocionar el cultivo y la gastronomía del arroz como uno de los grandes atractivos turísticos del Noroeste y a Calasparra como un destino en el que el visitante puede disfrutar de un alto contenido experiencial, con actividades seguras y singulares como las visitas a los arrozales, que se desarrollan al aire libre, cumplen todos los protocolos sanitarios y se realizan en contacto con la naturaleza.

 

Así lo afirmó la consejera de Turismo, Juventud y Deportes, Cristina Sánchez, que acompañada de  la nueva directiva del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Calasparra, visitó los campos de arroz de la localidad y el Santuario de Nuestra Señora de la Esperanza.

 

Cristina Sánchez  incidió en la importancia de dar a conocer tanto a visitantes de la Región como fuera de ella este espectáculo natural y aseguró que, para ello, la Consejería va a iniciar el proceso de implantación de señalética específica en los principales accesos por carretera, tanto en la autovía del Noroeste como en la A-30 Venta del Olivo.

 

De este modo se reforzará la visibilidad de este recurso turístico y se mejorará su  accesibilidad por carretera, referenciando la proximidad de los arrozales, así como alguno de los recursos religiosos de Calasparra.

 

La iniciativa no sólo potenciará el valor paisajístico de la vega arrocera de Calasparra, sino que también contribuirá a destacarlo como producto gastronómico estrella dentro del marco de los 1.001 Sabores de la Región de Murcia.

 

“Va a ser uno de los escenarios elegidos para la celebración de algunos de los eventos más importantes de la Capitalidad Gastronómica de 2021 y la Consejería promoverá su uso en los restaurantes regionales por medio del recién creado distintivo ‘Espigada dorada’”, dijo la consejera.

 

Visitó además el Santuario de Nuestra Señora de la Esperanza, como uno de los recursos principales del proyecto Región de Murcia Sacra y una de las paradas obligadas para los peregrinos y turistas religiosos que visitan el destino.

 

“Es una parada obligatoria porque es un lugar emblemático y un reclamo turístico del municipio de Calasparra, de los más visitados de España y como no, un destino seguro”, apuntó.

 

Calasparra, destino seguro

 

La apuesta de la Comunidad por el impulso del arroz está relacionada con el potencial que ha revelado el turismo de interior como alternativa vacacional segura,  generadora de identidad y llena de posibilidades para los turistas.

 

Para apoyar el proceso de reactivación de la actividad, el Instituto de Turismo de la Región de Murcia (Itrem)  ha diseñado un catálogo de experiencias denominadas ‘Momentos Seguros’, ideadas para impulsar el turismo de proximidad y reactivar el sector turístico.

 

Calasparra es el escenario de algunas de estas propuestas, que incluyen descenso del río en rafting, espeleología en la cueva del Puerto u otras posibilidades de turismo activo, como una actividad de paddle surf en el embalse Alfonso XIII que será próximamente ofertada.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar