Sucesos

La Guardia Civil desmantela en Águilas un nuevo punto de venta de sustancias estupefacientes

La Guardia Civil desmantela en Águilas un nuevo punto de venta de sustancias estupefacientes

Cinco personas han sido detenidas como presuntas autoras de los delitos contra la salud pública, usurpación de vivienda, defraudación de fluido eléctrico y de pertenencia a organización criminal

Han sido incautadas 1.800 dosis de hachís, un arma simulada, un machete y varios teléfonos móviles

Vendían tanto droga en bruto, como cigarros-porro que ofrecían a los clientes más jóvenes

Murcia, 25 de mayo de 2021. La Guardia Civil de la Región de Murcia, en colaboración con la Policía Local de Águilas y en el marco de los servicios establecidos para prevenir y perseguir el tráfico de drogas, ha desarrollado en Águilas la segunda parte de la operación ‘Skualo’, que se ha saldado con la desarticulación de un nuevo punto de venta de sustancias estupefacientes en el municipio aguileño.

Especialistas en Policía Judicial de la Benemérita, en colaboración con la Policía Local de Águilas, ha detenido a cinco personas como presuntas autoras de los delitos contra la salud pública, usurpación de vivienda, defraudación de fluido eléctrico y de pertenencia a organización criminal; y se ha incautado de 1.800 dosis de hachís, un arma simulada, un machete y varios teléfonos móviles.

Las actuaciones dieron comienzo el pasado mes de febrero, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de las quejas vecinales que alertaban de la existencia de unos supuestos puntos de venta de droga en unas viviendas del casco antiguo del municipio.

La primera fase de la operación ‘Skualo’ culminó con la detención de dos personas y con la incautación de más de 1.000 dosis de marihuana y hachís dispuestas para su venta, así como de diferentes objetos robados.

El análisis de la documentación incautada en los registros domiciliarios desarrollados en la primera fase de la operación, permitieron obtener información sobre la venta de sustancias estupefacientes en otros inmuebles de la zona.

La Guardia Civil, en colaboración con la Policía Local de Águilas, llevó a cabo una serie de dispositivos de discretas vigilancias hasta identificar un inmueble de titularidad bancaria que, al parecer, había sido ocupado por una mujer –de 39 años, nacionalidad española y con un abultado historial delictivo por tráfico de droga– y por cuatro varones de nacionalidades argelina y marroquí.

Ofrecían cigarros-porros a los clientes más jóvenes

Los investigadores comprobaron que al inmueble acudía un amplio abanico de toxicómanos de distintas edades, a los que proveían tanto de sustancias en bruto, como de cigarros-porro listos para consumir, una oferta con la que fácilmente podrían haber captado a jóvenes menores de edad.

Al parecer, el grupo criminal ahora desmantelado había elegido ese enclave debido a la excelente localización del inmueble para llevar a cabo la venta de la droga sin ser vistos. Ubicado en una zona de calles estrechas de difícil acceso y con tramos de escaleras que impiden la circulación de vehículos, los sospechosos mantenían una posición predominante llegando incluso a ejercer la venta de las dosis en plena calle, a sabiendas de que la vigilancia de la zona era harto complicada.

El resultado de la investigación fue puesto en conocimiento de la autoridad judicial que otorgó el correspondiente mandamiento de entrada y registro en el inmueble objeto de la investigación.

Recientemente, un amplio dispositivo policial materializó el registro que se saldó con la detención de cinco personas como presuntas autoras de los delitos contra la salud pública, usurpación de vivienda, defraudación de fluido eléctrico y de pertenencia a organización criminal.

El registro finalizó con la incautación de 1.800 dosis de hachís, un arma simulada, un machete y varios teléfonos móviles.

Según se desprende de la investigación, los ahora detenidos formaban un grupo criminal que actuaba con el mismo modus operandique los detenidos semanas atrás, iniciando su trama delictiva con la ocupación de viviendas de titularidad bancaria, en el casco antiguo de Águilas, donde se garantizaban una costosa vigilancia policial.

La segunda fase de la operación ‘Skualo’ ha culminado con la desarticulación de un nuevo punto de venta de droga al menudeo, que había generado alarma social entre los vecinos del municipio de Águilas.

Los detenidos –una mujer y cuatro varones, de nacionalidades española, marroquí y argelina, con edades comprendidas entre los 19 y los 39 años–, la droga, los efectos incautados y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del juzgado de Instrucción número 6 de Lorca.

La investigación continúa abierta por lo que no se descartan futuras detenciones.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba