Sucesos

La Policía Nacional inspecciona una finca agraria en Torre Pacheco en la que se explotaba a los trabajadores extranjeros

Una operación más de la UCRIF de Murcia para luchar contra explotación laboral en el sector agrícola que ha culminado con 43 detenciones.

La Policía Nacional inspecciona una finca agraria en Torre Pacheco  en la que se explotaba a los trabajadores extranjeros

Los investigadores localizaron y detuvieron a ocho personas por delitos contra el derecho de los trabajadores, favorecimiento a la inmigración y tráfico ilícito de mano de obra

En el momento que se llevó a cabo el operativo la Policía sorprendió hasta a 10 personas que estaban trabajando usurpando la identidad de una tercera persona motivo por el que también se produjeron detenciones

Las víctimas cobraban por caja recolectada, no tenían derecho a vacaciones y no estaban dadas de alta en la Seguridad Social

Murcia 24 de junio de 2021. Agentes de la Policía Nacional han llevado a cabo en Torrepacheco (Murcia) una operación más para acabar, en la Región de Murcia, con la explotación laboral en el sector agrícola. Un operativo llevado a cabo por especialistas de la Policía Nacional en el área de extranjería y que se ha saldado con un total de 43 detenciones.

La Unidad Contra la Redes de Inmigración y Falsedad Documental seguía la pista de una organización que podría estar llevando a cabo la captación de ciudadanos extranjeros en situación irregular para, aprovechando su precaria situación, ofrecerles trabajo en el campo con unas condiciones abusivas que no respetaban en ninguno de sus puntos el convenio colectivo de trabajo agrícola forestal y pecuario de la Región de Murcia. Esta investigación se convirtió en un operativo para acabar con la explotación a la que estaban sometidas sus víctimas.

La inspección concluyó que no coincidían los contratos con los trabajadores

Los investigadores se dieron cuenta que las personas que estaban trabajando en ese momento se estaban haciendo pasar por terceras personas, es decir, trabajaban usurpando la identidad de un ciudadano en situación regular en el país para dar apariencia de legalidad a la actividad laboral ante una posible inspección, pero este extremo no pasó desapercibido para los investigadores y practicaron 10 detenciones por delitos de usurpación de estado civil y falsedad documental.

De esta manera la organización se beneficiaba pagando a los trabajadores irregulares un salario bastante inferior, y de manera paralela favorecía a los falsos trabajadores, pues sin actividad laboral cotizaban a la seguridad a efectos de solicitud de posibles subsidios y prestaciones, por lo que se trataba de todo un fraude al erario público.

25 víctimas explotadas localizadas por la Policía Nacional

Durante la inspección que se llevó a cabo en la finca agrícola la Policía Nacional localizó a 25 personas que estarían empleadas de manera irregular. Trabajadores que no tenían los permisos necesarios y que eran captados por la organización para trabajar en el sector agrícola bajo unas condiciones laborales deplorables.

A destajo, sin vacaciones y autoabasteciéndose de material de trabajo

Los agentes de la UCRIF concretaron que las víctimas explotadas cobraban según trabajaban, ganando a penas un euro por caja recolectada, sin derecho a vacaciones y teniendo incluso que comprarse ellos mismos el material de trabajo.

Finalmente la operación culminó con 43 arrestos, muchos de ellos por infracción a la ley de extranjería, pero la UCRIF consiguió vincular a ocho de los detenidos con los delitos contra los derechos de los trabajadores, favorecimiento a la inmigración irregular y tráfico ilícito de mano de obra, y a otros ocho por delito de usurpación de identidad.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba