Región

SATSE Murcia reclama el cumplimiento del pacto político para mejorar las condiciones retributivas de los profesionales sanitarios

La mejora de las condiciones laborales y profesionales de las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas, prioridad de SATSE.

SATSE Murcia reclama el cumplimiento del pacto político para mejorar las condiciones retributivas de los profesionales sanitarios

  • El Sindicato de Enfermería denuncia que el gran trabajo y dedicación de los profesionales sanitarios, antes y durante la pandemia del Covid-19, sigue sin reconocerse como se merece, algo especialmente grave en el caso las de las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas, cuyo salario base es de unos 1.200 euros al mes de media.

  • SATSE demanda que se aborden las mejoras retributivas necesarias en el seno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, para comprometer de esta manera a todas las administraciones sanitarias competentes, y que se cuente con la participación de organizaciones sindicales profesionales como es su caso.

Murcia, 22 de agosto de 2021.- El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha reclamado al Gobierno de al Región de Murcia y al Ministerio de Sanidad que hagan realidad la petición de los partidos políticos en el Congreso de los Diputados, a través de una Proposición no de Ley (PNL), y mejoren las retribuciones de los profesionales sanitarios, especialmente las de las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas, cuyo salario base es de unos 1.200 euros al mes de media.

SATSE subraya que los partidos políticos que han apoyado la PNL, aprobada de manera casi unánime en fechas recientes en la Comisión de Sanidad, son los mismos a nivel estatal y en las diferentes comunidades autónomas. Por tanto, no existe justificación alguna para que no lleven a la práctica lo que defienden en el Congreso de los Diputados y en la Comunidad Autónoma.

Asimismo, el Sindicato de Enfermería recuerda que el conjunto de partidos políticos se comprometió, en las conclusiones de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica de nuestro país, a “establecer instrumentos de gestión de recursos humanos y modelos retributivos suficientes que incentiven adecuadamente a los profesionales sanitarios y garanticen un nivel de vida digno”.

Ha llegado el momento de que las buenas palabras o declaraciones de intenciones se conviertan en medidas efectivas que reconozcan como se merece el gran y abnegado trabajo, esfuerzo y dedicación de los profesionales sanitarios que, si antes de la pandemia era innegable, en los muchos meses de lucha contra la pandemia ha superado cualquier expectativa”, afirman desde la organización sindical.

Sólo 1200 euros de salario base

SATSE destaca que, en el caso de las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas, sus condiciones retributivas distan mucho de ser las justas y equitativas en relación con la labor que desarrollan en los centros sanitarios y sociosanitarios, apuntando, además, que se encuentran muy por debajo de las que tienen estos mismos profesionales sanitarios en otros países europeos. En concreto, una enfermera, enfermero o fisioterapeuta de la sanidad pública española tiene un salario base de unos 1.200 euros mensuales.

En este sentido, la organización sindical destaca que los distintos servicios de salud tienen que reconocer de manera justa las penosas condiciones laborales de ambos colectivos profesionales sanitarios que, desde el recorte salarial del cinco por ciento impuesto en 2010, han sufrido, además, una progresiva pérdida de poder adquisitivo que alcanza el 30 por ciento.

Por ello, y como también pide la Proposición no de Ley aprobada en la Comisión de Sanidad, el Sindicato de Enfermería incide en que se han de abordar las mejoras retributivas necesarias en el seno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, para comprometer de esta manera a todas las administraciones sanitarias competentes, contando con la participación de organizaciones sindicales profesionales como SATSE.

Sería absolutamente injustificable que, una vez se recupere la normalidad tras la grave pandemia del Covid-19, las administraciones públicas siguieran sin priorizar las inversiones necesarias para mejorar las condiciones laborales del conjunto del personal sanitario y, de esta forma, la atención y cuidados que se presta a los pacientes y al conjunto de la ciudadanía”, concluye.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba