Región

Sorprenden a dos menores robando en un instituto de Murcia

La Guardia Civil detiene in fraganti a dos menores sorprendidos mientras robaban en un instituto de Murcia

Hasta el momento se ha esclarecido una decena de delitos y se han recuperado cuatro ciclomotores, dinero, productostecnológicos, bebidas alcohólicas y seis mandos a distancia del instituto
A uno de ellos también se le imputa la presunta autoría de delito de robo con intimidación sobre otro menor
Se desplazaban en ciclomotores robados a las pedanías de Santa Cruz y Alquerías donde asaltaron varios establecimientos

Murcia, 19 de enero de 2021. La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco de la operación MEC, ha detenido a dos jóvenes, menores de edad, como presuntos autores de una decena de robos cometidos en una guardería y en el instituto de Llano de Brujas, así como en comercios de la citada pedanía, de Santa Cruz y de Alquerías. A uno de los detenidos también se le atribuye la presunta autoría de delito de robo con intimidación ocurrido en Llano de Brujas sobre otro menor.

La operación ha culminado con la recuperación de cuatro ciclomotores, dinero, productos tecnológicos, bebidas alcohólicas y seis mandos a distancia del Instituto; y con la incautación de herramientas, pasamontañas y guantes supuestamente empleados para cometer los robos.

La investigación se inició a primero de mes, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de una serie de robos cometidos en comercios de las pedanías murcianas de Llano de Brujas, Santa Cruz y Alquerías. Los objetos sustraídos eran de todo tipo, desde bebidas alcohólicas y productos tecnológicos como tabletas, hasta ciclomotores. Unos hechos que habían generado cierta alarma social en la población.

En tanto avanzaba la investigación y se recababan indicios para conocer la identidad de los autores, una patrulla de Prevención de Seguridad Ciudadana de la Benemérita, que se encontraba en las inmediaciones del instituto de Llano de Brujas –donde ya se había cometido alguno de los robos–, escuchó ruidos en el interior.

Los guardias civiles examinaron los accesos y comprobaron cómo una ventana de pequeñas dimensiones se encontraba forzada, por lo que accedieron al interior hasta localizar a dos jóvenes que, en la oscuridad, transitaban por distintas estancias del instituto.

Sorprendidos mientras se fotografiaban realizando pintadas

Con sigilo, determinaron el momento en el que podían abordarlos sin posibilidad de huida, mientras éstos, ajenos a la presencia policial, se fotografiaban mientras realizaban pintadas en el suelo de una de las salas.

En ese momento fueron identificados por los agentes con varias herramientas (destornilladores), pasamontañas, guantes y algunos materiales propiedad del instituto en su poder, además de un utensilio artesanal (cable eléctrico con los extremos desenfundados), supuestamente empleado para llevar a cabo el hurto de ciclomotores. Los jóvenes, menores de edad, fueron detenidos in fraganti como presuntos autores de delito de robo con fuerza y daños.

El modus operandi empleado hizo que la Benemérita sospechase de su posible relación con otros robos que estaban siendo investigados, lo que resultó positivo cuando se comprobaron las imágenes de las cámaras de vídeo-vigilancia de alguno de los establecimientos asaltados.

Estas detenciones también permitieron atribuir a uno de los detenidos la presunta autoría de un robo con intimidación, cometido la tarde anterior en el mismo municipio contra otro menor de edad.

Después de numerosas pesquisas, la Guardia Civil ha recuperado cuatro ciclomotores, dinero, productos tecnológicos, bebidas alcohólicas y seis mandos a distancia del instituto, indicios éstos que vinculan a los ahora detenidos con, al menos, una decena de delitos de robo con fuerza cometidos en una guardería y en el instituto de Llano de Brujas, así como en comercios de la citada pedanía, de Santa Cruz y de Alquerías.

Presuntamente y según se desprende de la investigación, utilizaban los ciclomotores sustraídos para desplazarse a localidades limítrofes. Después de cometer los robos, retornaban a su municipio de residencia y ocultaban el ‘botín’ en casetas de aperos abandonadas o en caminos rurales de la zona.

Hasta el momento, la operación MEC ha culminado con el esclarecimiento de una decena de robos, si bien, la investigación continúa abierta para aclarar la posible participación de los ahora detenidos en otros delitos de similares características.

Los detenidos han sido puestos a disposición de la Fiscalía de Menores de Murcia, quedando bajo la custodia de sus tutores legales.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba