Sociedad y Cultura

“Tenemos alivio en nuestros corazones tras huir de la guerra”

Tenemos alivio en nuestros corazones tras huir de la guerra”

La expedición de la UCAM, tras entregar un tráiler de ayuda humanitaria en Polonia, ha regresado esta mañana al Campus de Los Jerónimos con 37 refugiados ucranianos. Se trata de familias que “hemos huido de un infierno y agradecemos la ayuda para seguir viviendo”

Murcia, 20/03/2022

Abrazos, lágrimas y una tenue luz de esperanza se han entrecruzado esta mañana a la llegada del autobús de la Universidad Católica de Murcia, con 37 refugiados de la guerra en Ucrania al Campus de Los Jerónimos, donde les esperaban seres queridos. Entre los recién llegados, sobre todo mujeres con sus hijos, ya que la mayoría de los hombres se han quedado en Ucrania para luchar en la guerra, la hermana de una estudiante de la UCAM (a la que se abrazaba), muchos familiares y amigos ucranianos residentes en las provincias de Murcia y Alicante, entre ellos una familia de hasta seis miembros.

La Plataforma Universitaria por la Paz de la UCAM ha tenido en su primera misión humanitaria una doble función: la entrega de material humanitario,que llegó ayer sábado a la universidad polaca de Katowice (colaboradora con la iniciativa) y la asistencia a estos refugiados para traerlos hasta Murcia, alejándolos de la guerra, y procurándoles alojamiento y ayuda.

José Luis Mendoza, presidente de la Universidad Católica, quien ha recibido a los refugiados en el campus, ha destacado que “estamos muy emocionados por todo lo que estamos viviendo. Nuestra institución se pone al servicio de todos ellos y les vamos a ayudar en lo que podamos, deseando que termine pronto esta guerra”. Para María Mendoza, responsable de la Plataforma e integrante de la expedición “ha sido muy duro, porque hemos visto allí familias enteras con todas sus pertenencias por el suelo”, y ha recordado que la Plataforma hará seguimiento a todas las personas que hemos traído, de modo que se sientan arropados. A muchos los han acogido sus familiares, otros la Administración y también la UCAM, pero todos saben que pueden contar con nosotros para ayudarles a iniciar aquí una vida lo más normal posible”.

Testimonios de dolor y agradecimientos

Hemos salido del infierno y ahora la única meta es vivir”, afirmaba una mujer mayor, procedente de Kiev, que ha llegado a Murcia con su hija y su nieta,lo perdimos todo, pero ahora tenemos comida y elcalor de quienes nos han traído”.

Una de las madres, junto a sus hijos, relataba que estamos huyendo de la guerra y ahora tenemos alivio en nuestro corazón”. Desde Járkov, otra mujercontaba “venimos mi hija, mi nieto y yo. Perdimos nuestra casa el primer día de la guerra. Nos fuimos al metro sin esperanza y gracias a Dios unos amigosnos avisaron de esta misión humanitaria.

Desde Berdichev llegaba otra mujer que, junto a su madre, explicaba que estamos huyendo de nuestra realidad de las bombas, de condiciones en las que no se puede vivir. Estamos muy agradecidas de encontrar a personas que ayudan de esta manera yque nos brindan alojamiento y comida”.

Colaboración de particulares, empresas e instituciones

Con esta iniciativa de la UCAM, junto al Comité Olímpico Español, han colaborado particulares, empresas e instituciones como la Fundación INCYDE, Marvimundo, Aurbus, ESP Solutions, Disfrimur, Asterra Partners, Unit Seguros y BLP Motoenlace.

Colabora con la Plataforma Universitaria por la Paz

A través de su página web (peace.ucam.edu) se puede seguir colaborando la Plataforma a través de cuatro vías: voluntariado, prestación de servicios, alojamiento a refugiados y aportaciones económicas (Bizum: 05056).

Partido solidario de ACB UCAM Murcia – Breogán

Como ya ocurriera en el último partido en casa,frente al Hereda San Pablo Burgos, el próximo del UCAM Murcia CB, que se jugará el miércoles (20:30 horas) contra Breogán, destinándose la recaudación a beneficio de los damnificados por la guerra en Ucrania.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba