Región

Usuarios de centros residenciales de personas mayores vacunados pueden realizar salidas con familiares

Usuarios de centros residenciales de personas mayores vacunados pueden realizar salidas con familiares

 

El IMAS y Salud acuerdan nuevas medidas de flexibilización que se aplican desde ayer en centros residenciales de personas mayores de la Región

 

La Consejería de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social, a través del Instituto Murciano de Acción Social (IMAS), y la Consejería de Salud han acordado, junto con los representantes de las residencias, nuevas medidas de flexibilización para la población vacunada de los centros residenciales de personas mayores de la Región que permiten a los usuarios realizar salidas programadas con familiares de una misma unidad de convivencia, durante varias horas y con pernoctación en el centro.

 

Igualmente, las personas usuarias vacunadas que tengan capacidad y autonomía suficiente pueden realizar salidas de varias horas fuera del centro por sí mismos, regresando a la residencia para pasar la noche.

 

En ambos casos, el número de horas que pasen fuera dependerá del usuario y los familiares, contando siempre con la dirección del centro, y no se necesitará que los residentes se hagan prueba de antígenos.

 

Cabe resaltar que dichas salidas no estarán permitidas si la incidencia acumulada en el municipio donde se encuentra la residencia es mayor de 150 casos por 100.000 habitantes en 14 días o mayor de 75 casos por 100.000 habitantes en 7 días.

 

De esta forma, las consejerías de Política Social y Salud continúan trabajando de forma coordinada para organizar la vuelta paulatina a la normalidad, poniendo con ello en valor la situación de inmunidad generada en residencias de personas mayores como resultado de la administración de la vacuna.

 

En cualquier caso, y dado que el peligro no cesa por completo a pesar de la vacuna, tal y como recuerdan el IMAS y Salud, residentes y familiares deberán garantizar el cumplimiento las medidas de higiene y prevención, tales como el uso de mascarilla bien ajustada, distanciamiento físico, evitar las aglomeraciones, evitar espacios mal ventilados, cubrirse al toser y estornudar y lavarse las manos con frecuencia.

 

Asimismo, se hará una continua evaluación de las medidas, que podrán relajarse o ser más restrictivas en función de la incidencia de la enfermedad en la comunidad y su impacto entre usuarios y trabajadores de residencias.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba