La familia Carchela crece en la fiesta en Blanco y Negro

IMG_3532
La familia Carchela crece en la fiesta en Blanco y Negro

La familia Carchela crece en la fiesta en Blanco y Negro

La amistad es el ingrediente más importante en la receta de la vida. En la asociación gastronómica y cultural Las Carchelas lo sabemos, y por eso crecemos en número de amigos cada día. Los más de 100 invitados que congregó la fiesta de la primavera de Blanco y Negro, que organizamos en días pasados en los Salones de La Casa de la Luz, es buena muestra de ello. Personalidades del mundo empresarial, de la política, la Cultura, la Judicatura, la Medicina y la Gastronomía se dieron cita en la cena con cata que maridaron Bodegas Carchelo y el restaurador propietario de La Vieja Ermita José María González, patrocinadores del evento. Una fiesta bajo la organización de Paquichelo Cano y Ángeles Burruezo, que ya quedará como cita obligada en su agenda de eventos.

La velada arrancó de manera brillante con una Ostrada de bienvenida, obsequio de la Pescadería M. Navarro. Más de 200 piezas de magníficas ostras rizadas procedentes de Galicia, de calibre 0000, porque el tamaño sí es importante en este caso, ya que afecta a la carnosidad de la ostra. Calidad y frescura en los bivalvos crudos que degustamos, de sabor suave y delicado, con muchos matices minerales. Al frente de la parada de Ostras estaban las hermanas María Dolores y Noelia Navarro, abriendo el manjar lleno de agua al momento, junto con las más jóvenes, la tercera generación de empresarias de pescados y mariscos, demostrando que la continuidad en la saga está asegurada. Fue en 1967 cuando Manuel Navarro y Antonio Martínez abrieron pescadería en la Plaza de Abasto de Vistabella, un negocio cuya fama se extendió de manera vertiginosa por la calidad del producto, y que desde hace más de 40 años dirigen con maestría las hermanas, que compaginan su modelo de negocio de distribuidor de hostelería, con los tres puestos de venta al público que tienen en  Vistabella. Con semejante apertura, con olor a mar,  la noche prometía.

En el cocktail de bienvenida nos reencontramos con nuestros amigos de Cartago, los doctores Andrés Nieto y Clara Luján, desde Sotogrande llegaba el Doctor en Odontología, Joaquín García y la empresaria Iluminada Vera Meseguer; y de sus giras teatrales la actriz Elvira Pineda; y las doctoras Virtudes Ruiz y María José Laspra, desde la vecina provincia de AlicanteLa brisa de mayo que mecía los  jardines de La Casa La Luz nos traía los abrazos calurosos con la diseñadora Pilar Fanlo, acompañada de las hermanas Lis y Rosa Esquerdola farmacéutica Nuria Codexel escultor José Samblás; la arquitecta Concha Roca; los empresarios Miguel Hernández La Molinera, Antonio Frutos, Antonio Mejías, Enrique Birruezo y Pedro Antonio Marín; la Registradora de la Propiedad Maribel Lapuente y el prestigioso economista y consultor Pedro Alcáraz, entre otros.

Sentados ya a la mesa, contamos con la representación por parte del Ayuntamiento de Murcia del presidente del Distrito Centro-Oeste, David San Nicolás, y nuestro primer homenaje fue el que dedicamos al gran Raimundo González Frutos, el cocinero oía desde La Gloria el brindis y la ovación cerrada con la que abrimos la cena.

Se presentaba una ocasión de lujo para hermanarnos con la Asociación de Amigos de la Real Academia de Gastronomía de la Región, con su presidente al frente el doctor Tomás Zamora, ya que contamos con la asistencia de varios de sus asociados: el chef Julio Belandrinolas influencers Inma Jiménez y Lady Marian, Enrique García, el pintor Álvaro Luna y la distribuidora de vinos María José Biquini.

En nuestra bandera luce el amor por la Gastronomía y la Cultura y presumimos de contar entre nuestras filas carchelas con tres académicos de número de la Real Academia, como son el empresario Tomás Martínez Pagán, que estuvo en esta ocasión muy bien representado por el excomisario Jefe de Cartagena, José María García, la farmacéutica Maen Zamora, y el Doctor en Ciencias Químicas Joaquín Pérez Conesa. 

Una vez más, el restaurador José María González nos sorprendió por su originalidad y variedad, con un gran sentido del gusto y del olfato en los platos que elaboró el chef. Para acompañar el singular menú que degustamos, nos guiaron por la cata las explicaciones de cada uno de los caldos que hacía el director del Área Comercial Europa de Bodegas Carchelo, David Ferraje.  Empezamos con unos aperitivos de dip de cebolla con regañá, brick de gambas y albahaca y crujiente de queso roquefort, que acompañamos de vino EYA Moscato, un vino con una burbuja delicada, muy redondo. Como primeros, la croqueta XXL de pulpo con cremoso de patata y el vino EYA Verdejo, joven y refrescante; seguimos con una espectacular flor de alcachofa rellena con salsa de piñones, con tinto `Viñedos de Pueblo´ en nuestras copas, cien por cien Monastrell con crianza de medio año en barricas de roble francés. 

Como platos principales nos sirvieron un lomo de dorada a la murciana con toques tostados, acompañado de Carchelo Rosé, vino parcelario variedad Monastell de la ladera del Carche; y seguimos con el solomillo de ibérico asado en su jugo, con el tinto Altico de Carchelo, cien por cien Syrah con crianza de doce meses en barrica de roble francés. Suave en boca y sedoso y concentrado en frutos negros. En los postres, capricho de chocolate Fondant acompañado de crema de natillas.

A la sobremesa de este magnífico maridaje llegaría la entrega de nuestro premio anual de Gastronomía, que entregó el padrino de la asociación, el empresario de Bodegas Carchelo Lorenzo Abellán y que recayó el restaurador José María González, quien junto a Mari Luz Lax, han conseguido hacer de su restaurante La Vieja Ermita en Zarandona, la casa de todos los murcianos. Desde diciembre de 2003 en sus salones se dan cita políticos, empresarios, cofrades o sardineros, sabiendo que nunca defrauda con su carta, una cocina de mercado de la más tradicional gastronomía regional, con toques de vanguardia, y las más de cien referencias de vinos de su cava. Nuestro premio gastronómico de este año recibió una botella de edición limitada, de solo 530 botellas, vestida en blanco y negro, serigrafiada con el logotipo de La Vieja Ermita. Una edición Magnum de Extenso, un caldo sublime, añada 2009, con variedades cabernet Sauvignon, Syrah y Monastrell, fermentado de forma tradicional en barrica de 2.000 litros, con crianza de 24 meses.

Como broche, nuestro anfitrión, José María González, quiso agradecer con placas conmemorativas el trabajo de Lorenzo Abellán, Paquichelo Cano, y Ángeles Buruezopor el impulso que hemos dado a la asociación que en tan solo cuatro meses de andadura ha conseguido duplicar su número de asociados. Ya somos 100 los amigos carchelos que trabajamos desinteresadamente por la promoción de la Cultura y la Gastronomía de la Región.

Con la música de Lady Dilema DJ bailamos hasta la madrugada, haciendo nuestra la letra de la gran Celia Cruz, que nos cantaba desde el más allá que la vida es una hermosura, y hay que vivirla.

 

Fotos Manuel Gambín

 

IMG_3533
IMG_3533